Blogia
El sol en los pies

La otra orilla

Todo viaje es difícil y en ocasiones uno no llega a ver la otra orilla.

Parece que la corriente será más fuerte que nuestros brazos.

Que naufragaremos.

Pero la mayor parte de las veces uno sólo se hunde cuando deja de nadar.

En medio de la travesía es necesario incluso probar varios estilos para averiguar con cual nos mantenemos mejor a flote. Cual nos ayuda a avanzar.

Sólo al llegar a la otra orilla se ve lo conseguido.

Y también el otro lado.

El que hemos dejado atrás. Y el que nos queda por delante. El que algún día también querremos y podremos alcanzar.

Entretanto, queda descansar. Tomar fuerzas.

Disfrutar del sol en los pies y del agua de la corriente que pasa junto a nosotros.

Antes de volver a lanzarse a nadar. En otro río. O en otro mar.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

E -

"Si no sopla el viento, hay que remar"
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

E -

Me gusta, me gusta, me gusta! (Si esto fuera un grupo de Facebook me haría fan, y recomendaría esta página a mis amigos).
Te acompaño en esta visión, te acompaño en este viaje o te espero en cualquier orilla
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres